+56 225754863

José Manuel Infante 717, Providencia, Santiago, Chile

Trasplante de precursores hematopoyéticos

Autor: Scai

Publicación: 15 Nov, 2016

Categoría: Información

El trasplante hematopoyético de células precursoras (THCP), también conocido como trasplante de médula ósea (TMO), consiste en un procedimiento donde se otorga al paciente (receptor) un sistema hematopoyético e inmunológico normal cuando el propio se encuentra defectuoso. Este procedimiento es usado como parte del tratamiento para eliminar procesos infiltrativos (en su mayoría neoplásicos), para la corrección de inmunodeficiencias y frente a alteraciones metabólicas que afectan la medula ósea.
Los primeros THCP fueron realizados hace más de 50 años con resultados poco optimistas en un comienzo dado la alta tasa de complicaciones infecciosas y reacción injerto versus huésped, entre otras. Actualmente se han obtenido resultados esperanzadores dado el mejoramiento de los regímenes condicionantes, la menor mieloablación pre-trasplante y un mejor estudio genético de compatibilidad.
Sin embargo, a pesar de los avances en este campo, sigue existiendo una alta tasa de complicaciones con una mortalidad que alcanza un 5-10% en el caso del trasplante autólogo (células del mismo paciente) y de los sobrevivientes una alteración de la calidad de vida de hasta 25-50% caracterizada principalmente por infertilidad, disfunción sexual y otros problemas psicosociales.

Los objetivos principales del THCP son los siguientes:

  • Sustituir médula osea (MO) alterada o patológica en forma parcial o total por una sana o funcional.
  • Sustituir la MO posterior a la administración de dosis altas de radioterapia o quimioterapia usadas para tratar neoplasias.
  • Sustituir MO en enfermedades genéticas que cursan con alteración de ésta.
  • Sustituir MO infiltrada por células neoplásicas

Típicamente se han categorizado de acuerdo a la fuente de las células progenitoras usadas en el trasplante. Las células precursoras tienen 3 fuentes principales: el paciente (trasplante autólogo), alguien diferente al paciente (trasplante alogénico), o donantes de sangre de cordón umbilical. Cada una de estas fuentes celulares tiene diferentes características como ventajas y desventajas y cada cual tiene su indicación en la práctica clínica.

El THCP autólogo se define como un trasplante de células hematopoyéticas de una persona a sí misma. Es generalmente utilizado como terapia de rescate para sustituir las células progenitoras del mismo paciente tras una terapia mieloablativa de altas dosis. En estos casos el trasplante actúa como rescate de la toxicidad hematopoyética producida por las altas dosis de quimioterapia y/o radioterapia y el efecto terapéutico sólo es atribuible a las drogas citotóxicas administradas. La recolección de las células hematopoyéticas totipotenciales se efectúa antes de la quimioterapia. Una ventaja es no requerir de inmunosupresión tras trasplante, además de no sufrir enfermedad de injerto versus huésped (GVHD), pero sus indicaciones son limitadas y las complicaciones asociadas a la toxicidad del condicionamiento son altas.

El THCP alogénico se refiere al uso de células progenitoras provenientes de una fuente donante que puede o no ser genéticamente relacionada con el receptor pero que tienen un HLA (genes en globulos blancos) parcial o totalmente compatible. El grado de coincidencia de los alelos HLA es el principal factor pronóstico ya que un grado de congruencia mayor reduce la posibilidad de complicaciones como rechazo del trasplante. Este tipo de trasplante puede por sí mismo ser terapéutico en la erradicación de las células neoplasicas residuales mediante lo que se denomina reacción de injerto versus tumor donde los linfocitos del donante son capaces de reconocer las células alteradas y eliminarlas.

El THCP de cordón umbilical utiliza células extraídas del cordón o placenta al momento del parto las cuales son posteriormente almacenadas. Éste se ve limitado por el número de células capaz de ser obtenidas en cada muestra de donante, este campo actualmente muy en boga con grandes desarrollos y un promisorio futuro como alternativa a trasplante alogénico y autólogo mediante la conservación celular en bancos.

 

Dra. Rosario Rojas
Inmunóloga Clínica, Clínica Santa María

Post Relacionados:

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *